Compartir piso

20 experiencias de compartir piso que es inevitable pasar

By septiembre 15, 2014 No Comments

No es malo tener a alguien especial rondando tu hipotálamo. A veces, planificamos como destruír su vida, y otras veces, añoramos sus habilidades culinarias, pero lo importante es que convierten el hecho de compartir piso en un experiencia extravagante, y divertida.
Queremos compartir con vosotros esos veinte momentos que todo buen compañero de piso debe pasar:

1. Esos primeros días disfrutando de las maravillas de Ikea

 

2.  9:00 am. Tienes 10 minutos para salir, y alguien se acaba de pulir hasta la última gota del calentador.

 

3. Cuando tu compañero cocinillas hace tortitas para todos… por la mañana

 

4. Mejor, cuando ese compañero cocinillas eres tú, y empiezan a requerir de tus superiores dotes culinarias.

 

5.  ¿No te importa que coja el último trozo de pizza, no?

 

6. Llegar y ver que algo en el salón está ardiendo

 

7. “Colega, ¿te importa que traiga a un par de amigos por la noche? Pensaba pillarte prestado un poco de comida, ¿no hay problema no? ¿Somos colegas, no?”

 

8. Ese momento en el que te piden ayuda para recoger la zona 0 de la noche anterior

 

9. La mítica: “Hice unos brownies para mi familia, no los toquéis.”

 

10.  Ese precioso instante en el que alguien compra papel de baño desinteresadamente para todos

 

11. Ese incómodo momento en el que le preguntas a tu único compañero de piso si sabe donde están tus galletas.

 

12. …y cuando finalmente descubres al verdadero culpable de la desapación de tus dos packs de Digestive.

 

13. El bendito momento en el que se te ocurre apagar la sartén ardiendo con aceite echando un vaso de agua

 

14. El día que los platos sucios de tu compañera de piso empiezan a generar microorganismos visibles, y tu única manera de evitar su expansión es aislar y evacuar la zona.

 

15. Encontrarte a las 7 de la mañana a tu compañero con depresión post-intoxicación etílica en la cocina.

 

16. Alguien entra en tu cuarto… y estás haciendo el subnormal.

 

17. Descubrir bruscamente que tus compañeros de piso están liados.

 

18. ¿Internet? Si si, estaba incluído, tardarán solo un par de meses en hacer la instalación.

 

19. Cuando escuchas tu canción favorita desde la habitación de tu nuevo compañero de piso

 

20. Llegar a casa con ganas de tres cosas: no-contacto humano, película y comida basura

 

Foto by Steven Lewis
Fuente: Unsplash.com

Leave a Reply